inicio
A pesar de que la temporada invernal 2014-2015 fue sin duda la mejor de los últimos años, los hoteleros siguen incrementando sus expectativas positivas para esta nueva temporada. Las perspectivas del índice hotelero superan por primera vez las del índice macroeconómico.

El sector hotelero ve con optimismo la temporada invernal según el Observatorio de la Industria Hotelera, elaborado por PwC y la Confederación Española de Hoteles y Alojamientos Turísticos (CEHAT) presentado esta mañana en rueda de prensa. El índice general del estudio -índice OHE-, que recoge las perspectivas de los hoteleros de octubre a febrero (OHE Hotelero), junto con las previsiones macroeconómicas (OHE Macroeconómico) experimenta un incremento del 23,5% situándose en valores positivos por primera vez desde los últimos cuatro años.  

En el entorno macroeconómico, a pesar de la ralentización, las expectativas siguen siendo positivas debido a  las previsiones de crecimiento del PIB  en España, la disminución de la tasa de desempleo y los bajos tipos de interés en toda Europa. Estos factores fomentan el optimismo sobre la evolución del consumo en los hogares españoles y europeos para los próximos cuatro meses. Asimismo, la bajada  del precio del petróleo ha permitido a las aerolíneas ajustar los precios a sus clientes, ya que los desplazamientos a nuestro país se realizan mayoritariamente en avión.

Según David Samu, socio de Turismo, Transporte y Logística de PwC, “la industria hotelera española ha mostrado su fortaleza durante la crisis, y ahora aprovecha la recuperación del consumo interno para crecer en el mercado doméstico. No obstante, y en un sector cada vez más global e impactado por disrupciones tecnológicas, el reto es seguir incrementando el conocimiento del cliente, y de esta manera seguir mejorando su experiencia.

Alvaro Klecker, socio de Turismo en PwC, cree que los hoteleros españoles han sido capaces de ajustar la oferta a la demanda de manera eficaz, esto se ve reflejado en la subida progresiva de precios de habitaciones y otros servicios y el aumento de la rentabilidad, aun manteniendo el mismo grado de ocupación y de estancia media de los huéspedes. Así, podemos decir que se encuentran ante un escenario óptimo para esta temporada de invierno”.

El OHE Hotelero mejora considerablemente hasta alcanzar los 71,10 puntos para la temporada de invierno 2015-2016. Esto supone una subida  del 35,43% respecto al mismo periodo del año anterior.    Las expectativas de todas las categorías analizadas en el OHE Hotelero mejoran significativamente con respecto a la misma temporada de años anteriores, situándose la mayoría de todas ellas en expectativas positivas.   Tan solo los valores de oferta de plazas y estancia media no alcanzan valores positivos, aunque mantienen valores estables.

En cuanto a pernoctaciones, el índice se sitúa en niveles optimistas, alcanzando los 74,3 puntos y mejorando un 47,7% con respecto a la temporada anterior.  Las predicciones apuntan a que el número de viajeros tanto nacionales como extranjeros aumentará en la temporada de invierno 2015-2016.

En lo referente a la oferta de plazas, el 76,22% de los encuestados, espera  que se mantenga igual al invierno de 2014-2015  y un 17,75% espera  que aumente.

La estancia media se mantiene en valores de estabilidad, con apenas un incremento del 1% hasta alcanzar los 48,5 puntos. Los hoteleros esperan que se mantenga la duración media de las estancias tanto de los turistas españoles como de los extranjeros. Se destaca la mejora en las expectativas sobre el número de turistas nacionales en  la franja de duración menor a 3 días y el decrecimiento de los turistas tanto nacionales como extranjeros de la franja de duración mayor a 15 días.

Las expectativas de los hoteleros en cuanto a rentabilidad crecen un 27,1%  hasta alcanzar los niveles más altos desde 2008 y situarse en niveles optimistas. El índice se sitúa en los 72,7 puntos motivado principalmente por las previsiones de mejora en ingresos.

Según Juan Molas, presidente de CEHAT,   las previsiones de los turoperadores tradicionales y el incremento de ventas por medios on-line, nos permiten predecir una temporada de consolidación de la recuperación .Sin embargo, el turismo es un sector muy sensible y en poco tiempo puede tener oscilaciones importantes, y es por tanto necesario seguir trabajando en altos niveles de eficiencia en la seguridad de los desplazamientos y evitar medidas que provoquen restricciones al tráfico de personas.”

Por su parte Ramón Estalella, secretario general de CEHAT,  indicó que “estas cifras nos hacen ver que la demanda sigue fuerte y que España tiene producto para ofrecer a todo tipo de viajeros. Sin embargo, es necesario que no se siga produciendo un aumento descontrolado de la economía sumergida y urge el establecimiento de una reglamentación específica para la vivienda privada. España está atravesando un cúmulo de circunstancias optimas que no tienen porque mantenerse en el tiempo y hay que estar preparados para que los posibles cambios de coyuntura no nos  afecten negativamente” subrayó.

| Normas de uso | Política de privacidad | Contacte |
Gestor de contenidos
desarrollado por
C2C Soluciones Powered by
SPC v2016 ®
SPC