inicio
Se acuerdan de cuando eran niños y un día duraba una eternidad… A medida que vamos acumulando calendarios en el armario y en nuestros cuerpos serranos, lo que vuelan no son los días sino los años. Debo reconocerles que esta relatividad en la concepción del tiempo siempre me ha fascinado. Pero lejos de entrar en el discurso del todo es relativo que utilizan con frecuencia aquellos que no se mojan ni en la ducha, lo que me gustaría es precisamente lo contrario, dejar bien claro lo objetivamente importante que son para nuestro país, y en especial para nuestro sector, las elecciones al Parlamento Europeo que se celebrarán el próximo 20 de Mayo del 2014. No me cansaré de insistir desde esta columna la importancia que tiene que los miembros electos del Parlamento Europeo sean sensibles a las posiciones de la hostelería. De aquí mi agradecimiento a todos los eurodiputados españoles de distintas sensibilidades políticas que durante esta legislatura 2009-2014 han tenido en cuenta los intereses de la hostelería española desde los distintos Comités en los que sus señorías participan en su actividad parlamentaria.

La presencia del Parlamento Europeo es casi nula en los medios de comunicación españoles. Pero que no sea noticia para las editoriales de nuestros periódicos y televisiones no significa que no sea en este Parlamento donde se definen las leyes que, una vez aprobadas y traspuestas al derecho nacional, establecerán, entre otros temas, si hoteles y restaurantes pueden seguir aplicando un tipo reducido de IVA, la información alimentaria que debemos proporcionar a nuestros clientes, cómo se deberán fijar las tarifas de los distintos derechos de propiedad intelectual, cuál deberá ser el porcentaje del otro servicio turístico dentro del paquete para que sea considerado un viaje combinado o si debe existir y cuales deberán ser los criterios de la futura clasificación hotelera europea única.

El memorándum de la hostelería europea aprobado por la Asamblea General de HOTREC en Atenas el pasado mes de Octubre define las 16 prioridades de la hostelería para la legislatura 2014-2019:
 
1- Respeto al principio de subsidiariedad : La Unión Europea debe abstenerse de legislar asuntos que no tengan una dimensión europea o no afecten al mercado único.
2- Mejor legislación: Promover la autorregulación sectorial y evitar la sobrerregulación
3- Eliminar la burocracia para facilitar la competitividad empresarial
4- Facilitar el acceso de las pequeñas y medianas empresas turísticas a los fondos europeos
5- No infravalorar la creación de empleo de la hostelería: La flexibilidad de los horarios de trabajo es crucial para nuestro sector.
6- Asegurar que la distribución hotelera digital se ajusta al derecho europeo de la competencia: La posición dominante de algunas OTAs han forzado a algunos hoteleros a firmar clausulas de mejor precio que llevan al hotelero a perder el control sobre los precios y en definitiva sobre sus negocios.
7- Política europea de visados: Facilitar la entrada de turistas a Europa, en particular de los países emergentes, los llamados BRICS (Brasil, Rusia, India, China y Sudáfrica)
8- Rechazo a la tasa por inspecciones alimentarias: En la actualidad se está discutiendo en el Parlamento Europeo si los restaurantes deberán contribuir con una tasa a cubrir el coste de las inspecciones. Como no existe impacto alguno para el mercado único, esta medida debe ser tomada opcionalmente por los estados miembros, no impuesta desde Europa.
9- Accesibilidad: Evitar costes adicionales para las pequeñas y medianas empresas. En aras de la eficiencia la futura legislación debe permanecer en la medida de lo posible en la competencia nacional. La flexibilidad y establecer requisitos razonables son las claves del éxito.
10- Protección de Datos: La futura regulación sobre protección de datos no debe ocasionar costes adicionales a las pequeñas y medianas empresas, y en especial, no debe obligar a las empresas a contar con la figura del encargado de protección de datos.
11- Propiedad intelectual: Los usuarios necesitan una regulación clara del sector audiovisual. Tras la adopción de la Directiva sobre las entidades de gestión, el sector audio visual necesita una legislación europea similar. Mayor transparencia y un sistema de pago de “ventana única” son necesarios para proteger a los usuarios de los citados derechos.
12- Viajes combinados: No dañen las reservas de hoteles. El régimen legal aplicable a las reservas de hoteles que se rijan por la nueva Directiva de viajes combinados no debe ser menos favorable que el actual. Se crearán más puestos de trabajo sin perjudicar la protección al consumidor si la nueva Directiva se aplica sólo cuando exista un servicio de transporte.
13- Tarjetas de pago: Las tasas de intercambio deben bajar. Las tasas de intercambio que se aplican en cada transacción de las tarjetas de pago violan el derecho de la competencia europeo y deben ser prohibidas en las tarjetas de débito y fijar un máximo para las tarjetas de crédito.
14- Comida en los restaurantes: Asegurar el uso de comida fresca todavía es posible. El Reglamento sobre información de alimentos recientemente aprobado dificultará a los restaurantes el uso de comida fresca. Cualquier futura legislación europea al respecto no debe significar de facto una prohibición del uso de comida fresca.
15- Tipos de IVA – Mantengan los tipos reducidos para el turismo. Los Estados miembros deben continuar teniendo la opción de aplicar un tipo reducido de IVA a los servicios de hoteles y restaurantes.
16- Alojamiento ilegal: Igualdad de condiciones para todos los negocios turísticos. El crecimiento exponencial de propietarios alquilando apartamentos privados y segundas residencias como alojamientos turísticos, especialmente a través de canales de distribución digital, sin tener que aplicar siempre todas las regulaciones a las que debe dar cumplimiento la oferta reglada, constituye una amenaza para el consumidor y para los puestos de trabajo de la hostelería.
 
El Manifiesto de la hostelería europea se enviará a todos los partidos que concurrirán a las elecciones al Parlamento Europeo en todos los países de la Unión. Sólo con un lobby eficiente en Bruselas y mucho trabajo y pedagogía podrá la hostelería felicitarse por la consecución de las prioridades que se describen en el Manifesto. Al final, los resultados nunca son una casualidad, y cada sector tiene los que se merece.

Si mi último artículo del año pasado lo acababa con una cita para la esperanza de Martin Luther King, este año lo haré con unas preciosas palabras del reciente desaparecido Nelson Mandela que deben hacernos recapacitar a todos: “Si yo tuviera el tiempo en mis manos haría lo mismo otra vez. Lo mismo que haría cualquier hombre que se atreva a llamarse a sí mismo un hombre”. Feliz y próspero año 2014.
  
Por Didac Garcia Carreté, Director de Asuntos Europeos de CEHAT
Joan Gaspart
Joan Gaspart
| Normas de uso | Política de privacidad | Contacte |
Gestor de contenidos
desarrollado por
C2C Soluciones Powered by
SPC v2016 ®
SPC