inicio
   Alojamiento privado    Eficiencia energética en hoteles    Laboral - Negociación Colectiva    Imserso    Calidad - normalización    Tarjetas de crédito    Amortización fiscal    I+D    Comercialización    Overbooking    Actividades de nuestros asociados
La industria del tiempo compartido avanza en la Costa del Sol, de hecho, son cada vez más los hoteles que apuestan por una explotación mixta de sus establecimientos, lo cual les garantiza unos clientes fijos. En la provincia, que cuenta con 90 complejos, son unos 825.000 los turistas que disfrutan sus vacaciones de esta manera, según ha indicado el gerente del Patronato de Turismo, Arturo Bernal.
El turista que opta por el tiempo compartido es aquel que adquiere el uso de un alojamiento --hotel, apartamentos, casas rurales-- por un precio durante un determinado número de años. En concreto, surgió hace más de 30 años como una opción de vacaciones que aseguraba a los usuarios el poder disfrutar de una o varias semanas al año de estancia en un complejo turístico sin tener que comprar la propiedad, según ha señalado el vicepresidente de la patronal europea, Resort Development Organisation (RDO) España, Ovidio Zapico.

   Tanto Bernal como Zapico han resaltado que se trata de una "alternativa viable" para el sector hotelero tradicional, incidiendo en que ayuda a desestacionalizar su actividad, mejorando ingresos y también la ocupación durante la temporada baja. En los mismos términos se ha pronunciado el gerente de la Asociación de Empresarios Hoteleros de la Costa del Sol (Aehcos), Antonio Aranda, quien ha dicho que ayuda a crear nuevos productos turísticos y a complementar la actividad.

   "Es un tipo de turismo más, de hecho, hay varios asociados a Aehcos que practican esta modalidad, que cuenta con una ocupación y unos niveles de satisfacción bastante altos", ha sostenido Aranda en rueda de prensa.

   Según datos de RDO España, que se ha conformado este jueves como socia del Patronato de Turismo de la Costa del Sol, la tasa de ocupación media anual en la provincia fue del 64 por ciento en 2012, frente al de los hoteles (60 por ciento) y apartamentos turísticos (55 por ciento).

   El gerente del organismo de promoción y comercialización ha recalcado que se trata de "un interesante negocio" y que son muchas las cadenas hoteleras que han optado también por esta modalidad, entre las que ha citado a Meliá, Hilton, H10 o Marriot. La ocupación media de junio a octubre es del 88 por ciento, frente al 70 por ciento de media de hoteles y apartamentos.

   Bernal ha incidido en que genera unos 7.000 empleos directos en la Costa del Sol al año, siendo el gasto por estancia de la familia --de entre cuatro y seis miembros-- de 2.349 euros de media, que se destinan a restauración, alimentación, textil, regalos o alquiler de coches. Es decir, no se incluye el pago único del alojamiento, que oscila entre 5.000 y 30.000 euros durante un determinado número de años --dependiendo de la temporada, modalidad, características, ubicación, etcétera-- ni la cuota de mantenimiento, que puede ir de los 200 a 900 euros al año, y tampoco el desplazamiento.

CASI OCHO MILLONES DE ESTANCIAS

   En la Costa del Sol el tiempo compartido genera 7,9 millones de estancias, con un volumen de ventas de 85,5 millones de euros. El impacto económico directo es de 378 millones y si se incluye el indirecto se eleva hasta los 859 millones, siendo el número de titulares de 214.000 personas.

   Canarias es el primer destino de tiempo compartido de España en número de complejos turísticos, con 128; seguido de la Costa del Sol --que incluye a los municipios malagueños de Torremolinos, Marbella, Estepona, Mijas, Benalmádena, Fuengirola y Nerja--, con 90, y la zona de Levante y Cataluña con 34 y 28, respectivamente.

   Por nacionalidades en la Costa del Sol, el 31,4 por ciento de los usuarios de tiempo compartido son de Reino Unido; seguido de Estados Unidos --147,7 por ciento--, España --11,8 por ciento--, Finlandia --7,6 por ciento--, etcétera.

   Los viajeros procedentes de Europa y Norteamérica son los que más optan por este tipo de modalidad turística, según el también vicepresidente de RDO España, Francisco Lizarza, quien ha incidido en que se trata de una industria "perfectamente reglada", con una normativa y protección al consumidor y regulada en el artículo 49 de la Ley de Turismo de Andalucía.

   Ha sostenido que el nivel de satisfacción de los clientes es "muy elevado", en concreto lo ha cifrado en el 87 por ciento, frente al 73 por ciento de los que van a hoteles. Además, ha asegurado, "se sigue un estricto código ético" por parte de los que aplican este tipo de turismo.

PROSPECCIONES DE GAS

   Por otro lado, Bernal, cuestionado por las prospecciones para buscar gas en la Costa del Sol y la prórroga de dos años dada a la empresa encargada para concluir su análisis, ha afirmado que una cosa son los análisis y otra la extracción.

   En este sentido, ha asegurado que los permisos de estudio los concedió el anterior Gobierno central del PSOE, "y esos acuerdos hay que respetarlos"; sin embargo, otra cosa sería la extracción en sí, que ha considerado que no sería "amigable" para un sector "tan sensible como el turístico". Así, ha confiado en que "imperará el sentido común".

   El gerente de Aehcos se ha pronunciado en los mismos términos, quien ha recordado que se pidió un informe a Subdelegación del Gobierno para conocer en qué consistiría el trabajo que se está realizando para conocer si existe gas o no pero no se les ha proporcionado. No obstante, se ha mostrado contrario a estas prospecciones que, en caso de ser aprobadas, "ya veríamos qué medidas adoptar".

Fuente: Europa Press

| Normas de uso | Política de privacidad | Contacte |
Gestor de contenidos
desarrollado por
C2C Soluciones Powered by
SPC v2012 ®
SPC